lunes, 7 de diciembre de 2015

Mi alma se endurece y nada importa lo que costará

A las buenas personas se les trata bien, si las tratas como a las malas...
entonces no te sorprenda que al mirarte en un espejo veas a un monstruo. Todos decidimos cómo hacemos las cosas, si bien o mal, pero atacar al bien con mal, no te dejará descansar en paz. Haz el bien, desde ahora, y compensa todo el mal que hayas hecho. La vida entonces te compensará con lo mismo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario